Igloo de Beirute cumple 30 años de ofrecer alegría a grandes y pequeños

Tres décadas pasaron desde la primera vez que Carlos Beirute decidió crear en pleno San José un Igloo en el que pudiera recrear una nevada.

A inicios de 1985, el fundador de Refrigeración Industrial Beirute decidió complacer la curiosidad de su nieta mayor, Alejandra, de conocer la nieve en época navideña.

Luego de casi dos años de pruebas, para la Navidad de 1986 Alejandra tuvo su Igloo en medio del clima tropical de Costa Rica.

El regalo llamó tanto la atención entre los niños de Barrio Don Bosco que don Carlos decidió hacerlo año con año como un obsequio para la comunidad. Al día de hoy se mantiene como un entretenimiento de entrada gratuita.

Tecnología detrás de la nieve

30 años después de la primera apertura, aquellos primeros asistentes son ahora adultos, algunos de los cuales trabajan en Beirute y colaboran hoy con el montaje de los equipos, que demora entre 3 y 4 semanas.

Cada año, Refrigeración Beirute implementa mejoras tecnológicas para lograr un funcionamiento más eficiente y crear una textura lo más parecida a la nieve.

Para este año, por ejemplo, se cuenta con un sistema de monitoreo y control del ingreso, el cual es parte de una unidad de negocio que Beirute ha venido desarrollando en conjunto con Schneider Electric.

Bajo la plataforma SmartStruxure, en el renovado Igloo es posible monitorear estadísticas de visitantes, consumo energético y alarmas de funcionamiento.

Horario y atención al público

De acuerdo a los libros de visitas de años anteriores, personas de todo el país viajan para visitar el Igloo, que se ubica en las afueras de Refrigeración Industrial Beirute en Paseo Colón (200 metros sur de Pizza Hut, diagonal a Capilla Don Bosco).

Este año abrirá sus puertas el 03 de diciembre y estará abierto hasta el 02 de enero. El 25 de diciembre y el 01 de enero permanecerá cerrado. El horario de atención es de 10:00 a. m. a 07:00 p. m.

La entrada es gratuita. Se recomienda llevar ropa abrigada.

WhatsApp